miércoles, 9 de enero de 2008

Truco del almendruco


Os cuento una tontá de las que hago algunas veces. Como siempre me lleno de barro no se me ocurrió otra cosa que hacerme un caminito con hojas de periódico para llegar a la aceituna que me gustaba, con su gotita de agua y todo, pero al final te centras en las fotos y terminas de barro hasta las orejas. No me sirvió para nada.

1 comentario:

Heckler dijo...

Jajaja como pulgarcito.... yo para estos menesteres dos bolsas de plastico una en cada pie y andando.
:D