sábado, 12 de enero de 2008

Vaya tarde


Vaya desastre en la inauguración del nuevo teatro. Una pena que lloviera porque el montaje preparado prometía. Después de los otros espectáculos (fin de año y cabalgata de reyes) había expectación por ver que nos ofrecían ahora. Bueno, pues todo a la porra. Improvisación, por lo menos con la prensa. Nos "hacen el favor" de dejarnos trabajar un rato y ala, a la calle, que aquí no hay nada más que hacer. Nos tratan como al ganado y encima tenemos que aguantar que uno de seguridad, de los que vigilan a la prensa, nos diga que nos inventemos la información que es lo que hacemos siempre. Bochornoso. En la foto, los compañeros de los medios una vez que, amablemente, nos invitaron a abandonar el teatro.

1 comentario:

Antonio Agudo dijo...

ta ves agsutín. Eso es lo que hay. Lo que nos hemos buscado... y lo que te rondaré morneo... pregúntale a Poyatos...